in

Los edificios de oficinas de la ciudad de Nueva York verán $ 50 MIL MILLONES en valor eliminado ya que la mayoría continúa trabajando desde casa

Los edificios de oficinas de la ciudad de Nueva York verán $ 50 MIL MILLONES en valor eliminado ya que la mayoría continúa trabajando desde casa

La ciudad de Nueva York continúa enfrentando un riesgo financiero devastador por el trabajo remoto, ya que los edificios de oficinas podrían perder $ 50 mil millones debido a que las personas hacen su trabajo desde casa.

Un estudio reciente de la Oficina Nacional de Investigación Económica muestra que los valores de propiedad de los edificios de oficinas en la ciudad han disminuido casi un 45 por ciento y están alrededor de un 39 por ciento por debajo de los niveles previos a la pandemia.

Si bien muchos están regresando a la oficina, una empresa que mide el borrado de tarjetas de identificación dice que solo alrededor del 46 por ciento de los trabajadores en la región han regresado a tiempo completo a mediados de septiembre.

El estudio NBER fue realizado por investigadores de NYU y Columbia y sus hallazgos muestran que no solo muchos trabajadores no regresan, sino que las empresas que están trayendo empleados buscan espacios de mayor calidad.

Sugiere que la ciudad de Nueva York será responsable del 10 por ciento de los casi $ 456 mil millones en valor perdido de oficinas en todo Estados Unidos.

Los edificios de oficinas de la ciudad de Nueva York verán $ 50 MIL MILLONES en valor eliminado ya que la mayoría continúa trabajando desde casa

La ciudad de Nueva York continúa enfrentando un riesgo financiero devastador por el trabajo remoto, ya que los edificios de oficinas podrían perder potencialmente $50 mil millones debido a que las personas hacen su trabajo desde casa.

Un estudio reciente de la Oficina Nacional de Investigación Económica muestra que el valor de las propiedades de los edificios de oficinas en la ciudad ha disminuido casi un 45 % y está aproximadamente un 39 % por debajo de los niveles previos a la pandemia.

Un estudio reciente de la Oficina Nacional de Investigación Económica muestra que el valor de las propiedades de los edificios de oficinas en la ciudad ha disminuido casi un 45 % y está aproximadamente un 39 % por debajo de los niveles previos a la pandemia.

El informe decía: ‘Los edificios de oficinas de menor calidad experimentan cambios mucho más drásticos. Estos cambios de valoración tienen repercusiones en las finanzas públicas locales y la estabilidad del sector financiero”.

La investigación realizada por la firma de corretaje Savills sugiere que las vacantes de oficinas en la Gran Manzana aumentaron a un ritmo más alto que los edificios comparables en Toronto, Londres, Tokio, Frankfurt y Hong Kong, según Bloomberg.

El área con mayor problema en la ciudad parece estar en la Tercera Avenida entre las calles 42 y 59, todas un tanto alejadas de ubicaciones privilegiadas como Times Square o las avenidas Park, Quinta y Madison.

Los edificios también se construyeron entre las décadas de 1950 y 1980 y, en su mayor parte, no han visto mejoras notables.

Solo la franja todavía tiene el 29 por ciento de su espacio vacante, muy por encima de la tasa general del 19 por ciento de la ciudad y casi el doble de lo que era hace cuatro años e incluye un edificio que está tratando de renovarse y actualmente se encuentra vacante en un 92.5 por ciento.

El área con mayor problema en la ciudad parece estar en la Tercera Avenida entre las calles 42 y 59, todas un tanto alejadas de ubicaciones privilegiadas como Times Square o las avenidas Park, Quinta y Madison.

El área con mayor problema en la ciudad parece estar en la Tercera Avenida entre las calles 42 y 59, todas un tanto alejadas de ubicaciones privilegiadas como Times Square o las avenidas Park, Quinta y Madison.

825 Third Avenue, que ha sido objeto de amplias renovaciones, actualmente se encuentra vacante en un 92,5 %

825 Third Avenue, que ha sido objeto de amplias renovaciones, actualmente se encuentra vacante en un 92,5 %

655 Third Avenue es otro edificio significativamente vacío en el tramo de Manhattan, con un 47,5 por ciento de vacío

655 Third Avenue es otro edificio significativamente vacío en el tramo de Manhattan, con un 47,5 por ciento de vacío

El vicepresidente de Savills, Nick Farmakis, llama al área «espacio para dejar atrás» y dice que no hay una solución fácil.

Mientras que otras ciudades, incluida Calgary en el oeste de Canadá, han ofrecido incentivos para convertir los edificios del centro en espacios residenciales, Nueva York enfrenta pesadillas de zonificación y costos mucho más altos.

El estudio también cita compañías como BlackRock y KKR que se mudan al lado oeste de Manhattan para crear un nuevo distrito comercial, nuevamente lejos del ‘espacio dejado atrás’ en la Tercera Avenida.

Richard Litton, cuyo Harbor Group International posee $ 19 mil millones, dice que la ubicación lo es todo y en este momento, tendría «poco o ningún interés» en el área.

Sin embargo, algunos todavía lo están intentando, ya que The Durst Organization ha invertido $150 millones para renovar la propiedad de 40 pisos y 530,000 pies cuadrados en 825 Third Avenue.

El área con mayor problema en la ciudad parece estar en la Tercera Avenida entre las calles 42 y 59, todas un tanto alejadas de ubicaciones privilegiadas como Times Square o las avenidas Park, Quinta y Madison.

El área con mayor problema en la ciudad parece estar en la Tercera Avenida entre las calles 42 y 59, todas un tanto alejadas de ubicaciones privilegiadas como Times Square o las avenidas Park, Quinta y Madison.

Solo la franja todavía tiene el 29 por ciento de su espacio aún vacante, muy por encima de la tasa general del 19 por ciento de la ciudad y casi el doble de lo que era hace cuatro años e incluye un edificio que está tratando de renovar y actualmente se encuentra vacante en un 92.5 por ciento.

Solo la franja todavía tiene el 29 por ciento de su espacio aún vacante, muy por encima de la tasa general del 19 por ciento de la ciudad y casi el doble de lo que era hace cuatro años e incluye un edificio que está tratando de renovar y actualmente se encuentra vacante en un 92.5 por ciento.

El edificio, que ha estado prácticamente vacío en los últimos años, reabrirá en octubre y los expertos sugieren que será una gran prueba para ver si un diseño mejorado puede generar interés en el área.

La Organización Durst afirma haber obtenido tres contratos de arrendamiento para el edificio, ocupando alrededor de 45,000 pies cuadrados.

Otros sugieren que podría ser útil para la ciudad convertir edificios en apartamentos, lo que hicieron después del 11 de septiembre y la caída del mercado en 2008.

Sin embargo, las áreas que no se utilizan se consideran difíciles de convertir en viviendas debido a sus diseños originales.

Manhattan actualmente no tiene incentivos financieros para disuadir los costos de las renovaciones y las leyes de zonificación significan que no son elegibles.

Nueva York no fue citada como un nivel particularmente alto de FMH en un estudio reciente que midió los datos del censo sobre el trabajo remoto.

Dijo que Washington, DC se ha convertido en la capital del trabajo desde casa de Estados Unidos, ya que el 48,3 por ciento de los empleados trabajaron de forma remota en 2021, según revelaron nuevos datos del censo.

Los últimos hallazgos de la Oficina del Censo de EE. UU. mostraron que DC ha allanado el camino para el trabajo remoto, seguido de cerca por Seattle con el 46.8 por ciento de los empleados que trabajan desde casa.

San Francisco tenía el 45,6 por ciento de su fuerza laboral trabajando de forma remota, mientras que Austin y Atlanta tenían el 38,8 y el 38,7 por ciento, respectivamente.

Mientras tanto, Memphis, El Paso, Texas y Wichita, Kansas, se quedaron atrás con solo el 10 por ciento de los empleados trabajando desde casa.

En general, EE. UU. informó que casi el 18 por ciento de su fuerza laboral disfrutaba del trabajo remoto, casi tres veces la tasa anterior a la pandemia.

“El trabajo y los desplazamientos son fundamentales para la vida estadounidense, por lo que la adopción generalizada del trabajo desde casa es una característica definitoria de la pandemia de covid-19”, dijo el jueves el estadístico de la Oficina del Censo, Michael Burrows, en un comunicado.

«Con la cantidad de personas que trabajan principalmente desde casa triplicándose en solo un período de dos años, la pandemia ha tenido un impacto muy fuerte en el panorama de los desplazamientos en los EE. UU.»

La Oficina del Censo de EE. UU. encontró que Washington, DC, Seattle, San Francisco, Austin y Atlanta están liderando el estilo de vida del trabajo desde el hogar, mientras que Memphis, El Paso, Texas y Wichita, Kansas, se quedaron atrás con aproximadamente el 10 por ciento de su fuerza laboral trabajando desde casa.

La Oficina del Censo de EE. UU. encontró que Washington, DC, Seattle, San Francisco, Austin y Atlanta están liderando el estilo de vida del trabajo desde el hogar, mientras que Memphis, El Paso, Texas y Wichita, Kansas, se quedaron atrás con aproximadamente el 10 por ciento de su fuerza laboral trabajando desde casa.

Tras el aumento de la cultura del trabajo desde el hogar durante el apogeo de la COVID-19, en 2021 hubo tres veces más personas trabajando desde casa que antes de la pandemia.

Tras el aumento de la cultura del trabajo desde el hogar durante el apogeo de la COVID-19, en 2021 hubo tres veces más personas trabajando desde casa que antes de la pandemia.

Washington, DC casi reflejó el promedio nacional de trabajo remoto antes de la pandemia, informando que entre el 6 y el 7 por ciento de su fuerza laboral trabajaba desde casa entre 2017 y 2019.

Entre las áreas metropolitanas con una población de más de 1 millón, la capital ocupó el tercer lugar en trabajo remoto con un 33,1 por ciento, justo debajo del área metropolitana de San José con un 34,8 por ciento y el Área de la Bahía de San Francisco con un 35,1 por ciento.

Washington, Maryland, Colorado y Massachusetts se ubicaron entre los porcentajes más altos de trabajadores a domicilio en los EE. UU., y los cuatro estados informaron que alrededor del 24 por ciento de su fuerza laboral trabajó desde casa en 2021.

Mississippi se ubicó en la parte inferior con solo el 6,3 por ciento de los empleados trabajando desde casa, frente al 3,1 por ciento en 2019.

Luisiana le siguió con un 8,4 por ciento y Wyoming reportó casi un 8,9 por ciento.

William Frey, un demógrafo de la Institución Brookings, le dijo al El Correo de Washington que el último número de trabajo desde casa se correlaciona con la educación universitaria.

Washington DC y Seattle se encuentran entre las ciudades más educadas del país, con un 63 por ciento y un 68 por ciento, respectivamente, de personas de 25 años o más con una licenciatura o superior.

San Francisco, Austin y Atlanta siguieron de cerca, coincidiendo con las cifras recientes de trabajo remoto.

«Estos son, en general, imanes para adultos más jóvenes, bien educados y expertos en informática, a menudo vinculados a la industria tecnológica que están bien posicionados para trabajar desde casa», dijo Frey al Post.

El miedo al coronavirus, que fue el principal responsable del aumento del trabajo desde el hogar, se ha desplomado, y el último informe de la Oficina de Estadísticas Laborales encontró que en agosto, solo el 6.5 por ciento de las personas trabajaban de forma remota debido a COVID

El miedo al coronavirus, que fue el principal responsable del aumento del trabajo desde el hogar, se ha desplomado, y el último informe de la Oficina de Estadísticas Laborales encontró que en agosto, solo el 6.5 por ciento de las personas trabajaban de forma remota debido a COVID

Coincide con una encuesta del Centro de Investigación Pew a principios de este año, que reveló que los trabajadores de altos ingresos que tienen un título universitario de cuatro años tienen más probabilidades de trabajar desde casa que aquellos que no tienen una licenciatura.

La encuesta mostró que el 65 por ciento de los graduados universitarios tenían más probabilidades de decir que su trabajo se puede hacer de forma remota en comparación con el 53 por ciento de sus contrapartes.

El miedo al coronavirus, que fue el principal responsable del aumento del trabajo desde el hogar, se ha desplomado, y el último informe de la Oficina de Estadísticas Laborales encontró que en agosto, solo el 6.5 por ciento de las personas trabajaban de forma remota debido a COVID.

Fuente

Publicado por notimundo

La junta del Banco de Japón debatió el riesgo de un exceso en la inflación, muestra el resumen de la reunión de septiembre

(AMPLIACIÓN) Yoon advierte sobre una respuesta 'decidida' después del lanzamiento de IRBM de Corea del Norte

(AMPLIACIÓN) Yoon advierte sobre una respuesta ‘decidida’ después del lanzamiento de IRBM de Corea del Norte