in

Trabajadores de electricidad sudafricanos en huelga regresan al trabajo en medio de severos apagones

Trabajadores de electricidad sudafricanos en huelga regresan al trabajo en medio de severos apagones

La compañía eléctrica estatal de Sudáfrica, Eskom, dijo que algunos trabajadores regresarían a sus puestos el miércoles, en medio de una huelga por problemas salariales que provocó severos cortes de energía en todo el país. Los apagones continuos han asestado un duro golpe a la ya enferma economía de Sudáfrica.

Algunos de los trabajadores en huelga que son miembros del Sindicato Nacional de Trabajadores Mineros (NUM) y del Sindicato Nacional de Trabajadores Metalúrgicos de Sudáfrica (NUMSA) han escuchado el llamado a regresar.

Pero el número exacto de los que han reanudado sus funciones aún no está claro, ya que los trabajadores abandonaron el trabajo sin aprobación. El portavoz de Eskom, Sikonathi Mantshantsha, dijo que aunque algunos han vuelto al trabajo, todavía hay un alto nivel de ausentismo.

Explicó que a pesar de que los trabajadores regresaron, el país permaneció en lo que se conoce como alerta de Etapa 6 con respecto a los cortes.

«El sistema aún tardará un tiempo en recuperarse. Como resultado de la huelga, el trabajo de mantenimiento tuvo que posponerse y este retraso tardará en eliminarse», dijo Mantshantsha.

Pinkie Sebitlo se calienta cerca de una estufa de carbón durante los frecuentes cortes de energía de la empresa de servicios públicos sudafricana Eskom, en Soweto, Sudáfrica, el 23 de junio de 2022.

La etapa 6, también conocida como deslastre de carga, significa que muchas áreas están sin electricidad durante al menos seis horas al día de forma continua. Eskom recurrió a esa etapa solo una vez antes, durante tres días en diciembre de 2019.

Se espera que el nivel de alerta baje en las próximas horas.

Los cortes de energía regulares comenzaron en Sudáfrica en 2007 debido al aumento de la demanda y al envejecimiento de las centrales eléctricas de carbón.

El analista de energía Chris Yelland dijo que la huelga, que comenzó la semana pasada, simplemente agravó una situación que ya era mala.

«Eskom dice que hubo una serie de unidades que se habían desprendido incluso antes de la acción industrial, pero debido a la acción industrial, las personas clave no pudieron acceder a las centrales eléctricas», dijo Yelland. “Como resultado, los piquetes en las centrales eléctricas, la intimidación, los actos de violencia y, por lo tanto, las personas que necesitaban volver a poner en funcionamiento estas unidades no estaban disponibles”.

Los trabajadores de los dos sindicatos se declararon en huelga para exigir aumentos salariales del 10 y 12 por ciento. Los líderes sindicales se reunirán con Eskom el viernes para discutir la última oferta de la empresa, que según se informa es un aumento del 7 por ciento.

Mientras tanto, Yelland pide al gobierno que se deshaga de las regulaciones que otorgan a Eskom un casi monopolio sobre el mercado eléctrico de Sudáfrica.

«Y se debe hacer todo lo posible para eliminar todas las restricciones que impiden que el sector privado construya su propia capacidad de generación. Y eso significa doméstico, comercial, industrial, minero, agrícola», dijo Yelland. «Todos tienen que sentarse a la mesa y que se les permita construir sus propias instalaciones de generación».

Si el gobierno no actúa, dijo, los apagones empeorarán constantemente.

Mientras tanto, los economistas advirtieron sobre una rebaja de las calificaciones si la situación no cambia rápidamente.

Fuente

Written by notimundo

'Significaría mucho': los sobrevivientes de la escuela residencial Mohawk presionan por un parque en el espacio verde circundante - Toronto

‘Significaría mucho’: los sobrevivientes de la escuela residencial Mohawk presionan por un parque en el espacio verde circundante – Toronto

Las "tarifas de pago por pago" de los cobradores de deudas son "a menudo ilegales", dice la agencia de vigilancia del consumidor

Las «tarifas de pago por pago» de los cobradores de deudas son «a menudo ilegales», dice la agencia de vigilancia del consumidor